Loading...
Loading...

¿CÓMO DEJAR DE SER POBRE?

Home / Desarrollo Personal / ¿CÓMO DEJAR DE SER POBRE?

Normalmente la palabra pobreza se asocia a la falta de dinero, comida o diversos artículos electrónicos. Sin embargo, también debe ser asociada a la actitud que asume un individuo ante la vida, a cómo enfrenta el hecho de atreverse a tomar riesgos que le generen más y mejores ingresos, cómo administra lo que tiene y sobretodo, cómo se relaciona con el entorno, pues no sólo se trata de recibir, sino también de dar.

businessman rich
Tomar riesgos es incluso más peligroso que no tomarlos, esto se debe a que normalmente cuando se ha asumido una posición de confort, dónde se tiene lo mínimo para ser feliz, muchas veces las oportunidades que posiblemente llevarían a otro nivel son imperceptibles o desestimadas, por no tenerse la capacidad de reaccionar, actuar, asumir las consecuencias y aprender cuando las cosas salen mal.

Ser valiente ante cualquier reto que se presente en la vida, es el principal requisito para salir de la pobreza. Si se analiza la lista de los hombres o mujeres más ricos del mundo encontraremos historias inspiradoras y evidencias de que atreverse, creer en sí mismo, trabajar duro y luchar, son las principales claves del éxito.
También, tener más dinero no es suficiente, muchas personas que han ganado la lotería lo han perdido todo en un lapso no mayor de 5 años, debido a que no saben qué hacer con él. Aprender a administrarse, ahorrar e invertir es otro hábito a desarrollar si se quiere salir de la pobreza o alcanzar la ansiada “libertad financiera”.

Se trata de saber controlar gastos, evitar comprar durante estados de ánimo de mucha euforia o depresión y entender que ser rico no es el que mayor riqueza acumula, sino el que más gasta inteligentemente.

Tampoco son garantías para dejar de ser pobre, tener grandes cuentas bancarias y saber invertir, ya que de nada sirve tenerlo todo cuando no se es capaz de realizar esfuerzos que se traduzcan en mejorar el planeta y ayudar al que más lo necesite. Dar sin recibir algo a cambio y contribuir en lo que se pueda para dar solución a diversos problemas sociales, es otra forma de riqueza que va más allá de acumular incalculables sumas de dinero.

Por lo tanto, ser pobre es una actitud ante la vida y si no se desarrolla, no hay millones de dinero que puedan hacer la diferencia.