Loading...
Loading...

¿CÓMO LIDIAR CON UNA PERSONA TÓXICA?

Home / habilidades sociales / ¿CÓMO LIDIAR CON UNA PERSONA TÓXICA?

Una persona que siempre está de mal humor, “una persona tóxica” que se relaciona con el entorno de forma negativa y mantiene una actitud de constante ataque, es tóxica.

CÓMO LIDIAR CON UNA PERSONA TÓXICA

Este tipo de personas se caracteriza por tener un ego que le impide escuchar las opiniones de los demás, porque creen saberlo todo. Este hecho, los hace pretender estar en el centro de atención todo el tiempo y cuando no sucede, se ponen de mal humor y comienzan a criticar de forma destructiva a quién sí lo es, asumiendo un rol de víctimas.

Ser pesimistas forma parte de su personalidad, porque se quejan constantemente y tienen la habilidad especial de hacer una tragedia de cualquier problema, por muy pequeño que sea. Esto los convierte en vampiros sociales, pues con su actitud absorben cualquier pizca de optimismo y buena energía que haya en su entorno.

Asumir que tienen un problema no es un acto que hagan con facilidad, pues el tener una actitud de soberbia les impide entender que están mal. En su mundo, el entorno es el causante de todos sus problemas, liberándose de la responsabilidad de afrontarlos y resolverlos.

Al ver una persona así, pareciera que todo está perdido, sin embargo es posible llevar a cabo acciones para ayudarlos o lidiar de la mejor manera con ellos.
Para ayudar a una persona tóxica, es necesario estar claro de que se enfrenta a un problema que puede provocar mucha frustración, pues será difícil (más no imposible) encararla y demostrarle de forma asertiva y sin contemplaciones, que su comportamiento no está bien, no es aceptado y debe cambiar. Este trabajo deberá contemplar la idea, de que se abran al mundo y entiendan que no son el centro del universo y por lo tanto la gente no debe aguantar sus malos tratos y comentarios negativos.

Es necesario tratar de ser empáticos para entender por qué se comportan así, son muchos los casos cuya raíz del problema, es depresión, que se manifiesta en forma de ira hacia los demás.

Para lidiar con una persona tóxica, sin involucrarse en algo tan complejo como ayudarlo, lo primero que se debe hacer es, no tomar su comportamiento como algo personal, ya que sus
ataques son espontáneos y cualquiera puede ser víctima de su negatividad. Lo que no debes negociar son tus límites y dignidad, defiéndete sin caer en su juego y si puedes, ignóralos, eso los desarma de su objetivo principal: llamar la atención.

Si no te parece correcto su comportamiento, no finjas que sí lo es, díselo, pues si todos en su entorno asumen la posición de quedarse callados, respaldan de forma tácita su conducta. Eso sí, no dejes que te lleve a su terreno y hazlo de forma educada, sin caer en discusiones estériles.